Detectives Privados en casos Personales o Familiares

Casos particulares o familiares

Aunque el detective privado suele trabajar mucho en el área de las empresas y las aseguradoras, también el sector personal-familiar tiende, cada día más, a contar con los servicios expertos de profesionales de la investigación para resolver sus casos.

Los problemas que pueden surgir a nivel personal o familiar son múltiples. Por ejemplo, en casos de infidelidad o pensiones alimenticias, problemas de convivencia, desavenencias entre herederos, etc.

investigación de casos de familia y personales

El investigador privado en un caso personal

Sea como fuere, y con la discreción que garantiza el detective privado de Murcia, si tienes un problema personal, es conveniente que nos contactes para que podamos darte ayuda profesional. En este caso, los motivos más comunes por los que contratar a un investigador son:

  1. Infidelidad: siempre que uno de los miembros tenga la sospecha de que su pareja está siendo infiel.
  2. Localización de personas: cuando desaparece un familiar o una persona por casos como enfermedad, herencias, etc.
  3. Paternidad: si un cliente nos pide que investiguemos la posible paternidad biológica, se buscan las pruebas pertinentes.
  4. Protección personal: cuando alguien siente que su integridad personal está en peligro, o la de alguien cercano, y quiere garantizar su seguridad.
  5. Robo: en caso de ser víctima de algún tipo de sabotaje, robo o vandalismo, cuando hay indicios de que se pueda sufrir una situación similar, etc.
  6. Acoso: tanto en casos de acoso como ciberacoso, ya sea la víctima el mismo cliente o alguien cercano como un familiar, un hijo, etc.
  7. Barridos eléctricos: cuando se sospecha de actividades de espía, se investiga y se detectan cámaras o micrófonos ocultos en el vehículo, en casa, en la oficina, etc.
  8. Radicalización: se produce cuando una persona cae presa de una secta o un grupo radical que lo influencia de forma negativa.
  9. Problemas comunitarios: es decir, todo lo concerniente a la comunidad de vecinos, sobre todo cuando haya que resolver un conflicto en el seno de la citada comunidad.

¿Quieres contactar con nuestros detectives privados?

El investigador privado en un caso familiar

Como bien se ha comentado, también el detective privado actúa en casos familiares. ¿Qué podemos hacer? Enumeramos las diversas labores en este campo:

  1. Divorcios: es muy común, sobre todo cuando el caso acaba en un contencioso. Se investigan las circunstancias profesionales y personales de los cónyuges.
  2. Herencias: un problema común en el que se necesita la labor del investigador para descubrir bienes ocultos, localizar herederos, etc.
  3. Modificación: suele pasar cuando se pretende que se modifiquen medidas tras un divorcio o una separación. Todo ello aplicando siempre el convenio regular vigente.
  4. Conductas dudosas: investigamos cuando hay sospechas sobre algún familiar que ha variado su conducta y se sospecha que sea víctima de una secta, que juega, consume alcohol o drogas, etc.
  5. Comportamiento de los hijos: igual que el caso anterior, pero aplicado a los hijos cuando son menores de edad.
  6. Infidelidad: actuamos en caso de sospecha de infidelidad conyugal por parte de uno de los miembros de la pareja.
  7. Violencia: trabajamos en casos de violencia de género y de violencia doméstica.
  8. Insolvencia fingida: se produce cuando uno de los cónyuges oculta su verdadero patrimonio para no hacer frente a la pensión.

No dudes en contactar sin compromiso

Estas son algunas de las labores que realizamos para particulares. No obstante, son generalidades, ya que cada persona es un mundo con sus circunstancias. Por eso lo más conveniente es contactar para que se trate el asunto de forma personalizada atendiendo a las particularidades del cliente en cuestión.

Si estás necesitando la ayuda de detectives privados para casos personales o familiares, no dudes en contactarnos para que estudiemos tu situación y encontremos la mejor solución posible.